Paco Vázquez recibe el cariño del básquet pitiuso. (Diario de Ibiza)

artido que jugaron ayer el Dominion Bilbao Basket y el ICL Manresa, en en pabellón de Can Guerxo, se homenajeó al exjugador de ACB Paco Vázquez, el único ibicenco que hasta ahora ha alcanzado la élite masculina. El público asistente le expresó su cariño con un sonoro y largo aplauso, e incluso algunos aficionados se pusieron en pie. «Nunca me habían ovacionado así en una pista en Ibiza», declaró agradecido y emocionado el exbaloncestista profesional.

image

«Estoy muy contento de que se hayan acordado de mí y de que se haya pensado en los equipos que supusieron mi principio en la ACB [el ICL Manresa] y mi final en la categoría [el Dominion Bilbao Basket]», comentó Vázquez.

El deportista ibicenco, que en la actualidad forma parte del cuerpo de técnicos del Unicaja [él trabaja con el conjunto de la Adecco Plata], recibió una camiseta del CRiC Ses Salines (club promotor del homenaje). También otra del club bilbaíno en la que se podía leer la frase de ´Efecto Mirivilla´, que acuñó en su momento Vázquez al referirse al ambiente creado en el pabellón de los vascos en un partido de cuartos de final del play-off de la Liga ACB en 2011.

Además, los manresanos le entregaron una placa en cuya inscripción definen a Vázquez como uno de los suyos, y parte fundamental en la consecución del título Liga en la temporada 1997-98.

El homenajeado reconoció que tenía el gusanillo de haber jugado algún minuto ayer, e incluso dijo que aún podría «dar guerra» en alguna categoría inferior a la ACB.

El exbaloncestista, que luego siguió atentamente el partido, manifestó que el amistoso de ayer es «una muestra de que se pueden hacer cosas» en la isla, para en el futuro «intentar disfrutar de básquet de categoría en Ibiza», terminó diciendo.

Álex Mumbrú, que jugó con Vázquez en el Bilbao, apuntó que su excompañero se «merecía» el homenaje porque es «el estandarte» del baloncesto ibicenco.

Diario de Ibiza.

Anuncios