Ses Salines no puede con el líder.

El Pizzería Carpe Diem Ses Salines no pudo evitar la derrota ante el líder de la Primera División, el Flanigan Calvià. Los mallorquines, con varios conocidos en sus filas como el joven Castro o el veteranísimo Matemalas, arrancaron el encuentro de forma arrolladora, estableciendo rápidamente un parcial inicial de 2 a 19. Crecidos en su superioridad los visitantes entraron en una dinámica anárquica, momento que aprovechó Ses Salines para empatar el encuentro a 21 recordando a aquel equipo que en el partido de ida forzó la prórroga en campo visitante.

Tras la reanudación se estableció el orden y el Calviá, imbatido en la competición, impuso la lógica ante un Ses Salines que sufrió algunos apagones ofensivos que fueron severamente penalizados en ese tercer periodo (38-55). Solo algunos destellos de inspiración anotadora de Carlus permitieron creer a los locales y a sus seguidores en una hipotética remontada. Al final 52 a 76 y los de Estitxu que se mantiene terceros en esta Copa.

Anuncios